Alborada

Sobre nosotros

En 1982, la Asociación Ciudadana de Lucha Contra la Droga, en Vigo, comenzó su labor preventiva, asistencial y de incorporación social en el campo de las drogodependencias, con la apertura de la Comunidad Terapéutica Alborada, en Tomiño. Rápidamente se le fueron sumando la Unidad Asistencial de Drogodependencias y el Centro de Día.

En el año 2.000 la Consellería de Familia, Promoción do Emprego, Muller e Xuventude, a través del Servicio de Menores, solicitó de ACLAD ALBORADA, la puesta en funcionamiento de unCentro de Día de Atención al Menor, ya que había detectado, tanto desde la atención externa a familias como desde los centros propios y colaboradores, que numerosos adolescentes y menores manifiestaban diferentes problemas de tipo comportamental, disocial, de consumo de drogas, académico o familiar.

Sería imposible reunir en unas líneas todo el trabajo realizado durante estos 20 años , el esfuerzo de ACLAD Alborada para mejorar la calidad de vida de los pacientes, de sus familias y de la sociedad en general, la colaboración y el apoyo que hemos recibido de las instituciones públicas y privadas, el volumen de pacientes atendidos y el crecimiento exponencial de los indicadores asistenciales, la mejora y ampliación de nuestras instalaciones, las dificultades de diversa índole que se han tenido que afrontar, los logros conseguidos y las satisfacciones recibidas fundamentalmente por la recuperación de nuestros pacientes, y también, evidentemente, las decepciones e impotencia experimentadas ante los graves efectos negativos derivados del consumo de drogas y de la enfermedad física y mental.

Durante estos veinte años hemos asistido a la aparición de diversos fenómenos, desde el inesperado consumo de drogas entre la juventud española en la década de los ochenta, a la organización social surgida espontáneamente para hacerle frente, a la creación de los planes nacionales y autonómicos encargados de la planificación y coordinación de los recursos humanos y económicos, a la aparición y posterior epidemia del Sida, al cambio en las vías de administración de las drogas, al incremento de los casos con patología dual, a los tratamientos con sustancias sustitutivas, como la metadona, al retroceso en el consumo de heroína y en la infección por VIH, o al aumento del consumo de otras sustancias como cocaína, drogas de síntesis y de alcohol en espacios urbanos, entre otros.

Pero el fenómeno que habría que destacar por encima de todos es el del cambio en la forma de comprender y de trabajar las drogodependencias, que ha permitido el acercamiento a los centros y a la adherencia al tratamiento de un mayor número de pacientes. Los objetivos se han jerarquizado y diversificado, de manera que todos los casos tienen cabida bajo esta nueva forma de intervención. La abstinencia del consumo de drogas, aunque sigue siendo importante, ya no es un objetivo que pueda ser aplicado a todos los pacientes.

Agradecemos la confianza que han depositado en nuestra forma de trabajo los pacientes, sus familias y las instituciones, con la seguridad de que en el futuro seguiremos mejorando los niveles de calidad asistencial, basados en la voluntad de servicio, la competencia profesional, la eficacia, la adecuación, la coordinación, la continuidad terapéutica y la satisfacción de los usuarios.


 volver
UNIDAD ASISTENCIAL · CENTRO DE DÍA
C/ Isaac Peral nº6 bajo · 36201 Vigo , Pontevedra
Telefono: 986 22 48 48 · Fax: 986 22 42 36

alborada@alborada.org